Es una realidad que cada vez tenemos más servicios de streaming, primero tuvimos Netflix y Amazon Prime Video, luego llegó Disney+ y muchísimos otros se sumaron a esta burbuja de contenidos. Con la futura llegada de Paramount+ Discovery+ y HBO Max se sumarán muy seguramente muchos otros servicios, pero todo tiene debe tener una pausa. En este artículo de opinión veremos el costo de cada uno de ellos y cuanto suma tenerlos a todos.

Los servicios de streaming tienen cosas a favor y otras en contra

Con tantos servicios de streaming ya no sabremos qué mirar y en dónde.

Una de las grandes ventajas del streaming respecto a la TV tradicional es que podemos ver los contenidos cuándo y dónde nosotros queremos.

En la TV tradicional hasta hace algunos años los programas se emitían a determinada hora y no había posibilidad de volver a verlos, gracias al streaming algunos medios han decidido apostar a sus servicios OD (On-Demand) o ‘A la carta’ y la posibilidad de ver estos contenidos es otra.

Pero claro, no todos es color de rosa, la TV ha perdido audiencia debido a esto y también debido a las cada vez más extensas y molestas publicidades.

Aunque si el contenido no interesa por más que el medio no tenga publicidad (como sucede con los canales de RTVE) la audiencia prefiere ver otras opciones.

Pero digámoslo claro, hay programas como ‘La isla de las tentaciones’ ‘Pasapalabra’ o ‘Mask Singer’ que logran la audiencia que logran por la novedad que presentan o por algún motivo de continuidad (en los concursos si el ganador continúa la audiencia sube).

Es como que el visionado en diferido no interesa en concursos, realities y en talent shows.

Así que resumiendo el streaming a favor tiene lo siguiente:

  • Contenidos para ver cuándo y dónde nosotros queramos.
  • Escasa o nula publicidad.
  • Continuidad de la programación (las famosas maratones que permiten ver una temporada del tirón).

Pero también tienen un par de puntos en contra y de eso se trata el 50% de este artículo.

La burbuja del streaming puede estallar en cualquier momento

El streaming tiene algunas cosas preocupantes o al menos no tan positivas. Una de ellas es que al existir tantos y tantos servicios el coste de estos ya no es tan bajo. Si sumamos un par de servicios, pues no lo sentimos, pero si sumamos un par o más de servicios adicionales conviene seguir con la TV por cable o la TDT de pago. Además hay otro enorme problema, la disponibilidad de los contenidos.

Es decir, si hoy queremos ver un producto de Universal en Netflix o Prime, es probable que por las licencias que imponen estas empresas (denominadas majors) dentro de algunos meses este contenido pase a su propio servicio de streaming o vaya rotando.

Esto parece injusto, de hecho lo es, pero los contenidos de los servicios de streaming tienen fecha de caducidad y por eso hoy si queremos ver una serie de alguna major (Universal, Disney, Paramount, Sony, Warner) es probable que en unos meses o un año este contenido ya no se encuentre disponible.

Otro gran problema es la disponibilidad internacional de los contenidos, es decir si hoy se estrena el documental ‘Club Tech por dentro’ en EE.UU. quizá debamos esperar meses para verlo fuera de su país de origen.

Esto aumenta la piratería por más que las majors piensen lo contrario, la solución pasa por emitir todos sus contenidos al mismo tiempo y en todos los países. Y sobre lo que se denomina la burbuja del streaming podemos decir que quizá nos equivoquemos pero nos recuerda al auge de las .com a principios del 2000.

Todo el mundo quería estar en Internet y muchos hoy ya no existen.

Hablemos de costos

Los precios que vamos a nombrar a continuación corresponden a España y están expresados en Euros.

  • Netflix: Estándar € 11.99.
  • Prime Video: Mensual € 3.99.
  • Disney+: Mensual € 6.99.
  • HBO: Mensual € 8.99.
  • Apple TV+: Mensual € 4.99.
  • Rakuten TV: Mensual € 6.99.
  • Sky TV: Mensual € 6.99.
  • Filmin: Mensual € 7.99.
  • Discovery+: Mensual € 3.99.
  • STARZPLAY: Mensual € 4.99.
  • Acorn TV: Mensual € 4.99.

Y por si fuera poco existen aún más, inclusive servicios propios de cadenas de televisión como ATRESMEDIA, RTVE o Mediaset.

  • ATRESPLAYER PREMIUM.
  • RTVE Play (Reemplazará a RTVE A la Carta y será de pago en ciertos contenidos).
  • MI TELE.

¡Esto tiene que parar!

Obviamente que con dos o tres servicios alcanza para distraernos un poco de tantas noticias malas o simplemente para compartir en familia algún contenido. Pero si sumamos las tres más populares que son Netflix + Prime Video + Disney+ estaremos abonando al mes casi € 23 y si somos fans del contenido de HBO la cuota mensual aumenta a unos para nada despreciables € 32.

Esto tiene que parar, pero por ahora nos queda conocer HBO Max (la cual desconocemos precio), Paramount+ y muchas otras que vendrán. Y no me quiero olvidar de Star (ex FOX), Peacock TV (Universal), Pluto TV (aunque es gratuita) y tantas, tantas otras.

Llega un punto que esto del streaming cansa porque hay tanta diversificación de contenidos que no sabemos dónde ver qué. Todo dependerá de tu bolsillo y de lo que estés dispuesto a pagar por tus contenidos favoritos.

Lo que si creemos es que en algún momento la gente se cansará de tantos servicios y volverá a tirar de ‘otras alternativas’ legales y mayormente ilegales como Torrents por ejemplo.

Veremos que depara el futuro del streaming, hasta dónde llegará esto y si empezarán algunos servicios a bajar sus precios.

Conoce las novedades del mundo de la tecnología, únete a Club Tech en Twitter Facebook Telegram

Anterior postLos lanzamientos de móviles más esperados del primer trimestre. ¿Cuándo se presentan?
Siguiente postAprovecha las últimas horas de las rebajas del Año Nuevo Lunar de Steam
Redactor en ClubTech.es y en El Rincón de China (ERdC). La tecnología y los medios me interesan y mucho, trataré de dar lo mejor de mi en los artículos que elabore, aunque como todo me puedo equivocar, tengo un pequeño emprendimiento sobre tecnología llamado What's Next y vivo en Uruguay.
Suscribete a las respuestas
Notificar...
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments