¿Se puede cargar un coche eléctrico en un enchufe normal?

LO MÁS

COMPÁRTELO

Una de las preguntas más frecuentes para quienes están interesados en adquirir un coche eléctrico es la de si podemos cargarlo con un enchufe normal o si requerimos de alguna clase de adaptador para hacerlo. 

En este artículo trataremos de explicar sí es posible, cómo y las desventajas que esto conlleva.

Puntos de carga domésticos o públicos

Si bien existen multitud de puntos de carga públicos este artículo se enfocará en los que podemos tener por nuestra casa.

Existen tres tipos de tomas para cargar un coche eléctrico: toma doméstica, reforzada o punto de recarga individual.

En el primero de los casos podemos cargar mediante el típico cable Schucko a una potencia máxima de 2.3 kW con lo cual es la alternativa más lenta, aunque en cierta forma segura que tenemos.

En este caso el cable utilizado debe ser el que nos ofrece el fabricante del vehículo, no un adaptador, regleta o cable genérico, esto sí puede resultar en un daño a la batería de nuestro coche.

Si hablamos del segundo caso el conector reforzado es el mismo que el doméstico, pero al estar reforzado permite un kilowattage mayor.

Y por último tenemos el punto de recarga individual, su coste comienza en los € 1000, aunque tenemos la opción de recargar el coche hasta los 22 kW con lo cual experimentaremos una potencia hasta 10 veces mayor que en la toma doméstica, pero obviamente el costo no será el mismo.

La respuesta a la pregunta es…

Sí, podemos cargar el coche mediante un toma Schucko convencional, aunque como desventajas tenemos básicamente que la velocidad de carga es ínfima y esto conlleva a una demora muy alta para lograr cargar la batería de nuestro coche.

Además de lo mencionado, no podemos utilizar regletas ni adaptadores y el gran inconveniente es que debemos utilizar el cable ofrecido por el fabricante.

También hay que tener en cuenta que estos vehículos poseen grandes baterías, por lo cual el tiempo de carga no es el mismo que el de cualquier otro dispositivo doméstico, incluso existen diferentes tipos de voltaje, no estamos ante una batería de un móvil, debemos pensar en ello antes de enchufarlo como si nada a una entrada Schucko de nuestro hogar.

Algunos cuidados que debemos tener en cuenta para que la batería logre mejor autonomía incluyen cargar el coche por lo menos una vez cada 10 días, no cargarlo más del 80% o apartarlo de lugares muy cálidos.

En definitiva, la respuesta corta es que podemos cargar la batería de nuestro coche en casa, aunque no es muy aconsejable.